viernes, 22 de marzo de 2013

Éxodo fue un deseo, no una realidad


El VHS sirve para algo. Al menos, a mí me sirvió para grabar y ver cuando tuviese tiempo. Hubo un tiempo en que Canal Sur 2 emitía cine clásico y sin publicidad. Eso tuvo que ser hace unos diez años, antes que sólo emitieron La Copla y la madre para que la parió, debates absolutamente tendenciosos dirigido por Iborra y venerables personas que buscan compañeros/as por medio de Juan y medio. Eso es Canal Sur. Pues bien en el extinto segundo canal pusieron Éxodo. Al final de esta película Ari, el protagonista interpretado por Paul Newman declara su deseo que convivir como judío con los miembros de su comunidad vecina, la musulmana. Fue un deseo, pero la historia nos muestra que la realidad ha sido muy lejana al mismo. 
Se trataba de una película estadounidense de 1960, producida y dirigida por Otto Preminger y que contó con el guión de Dalton Trumbo, quien , a su vez, se basó en la novela homónima de Leon Uris.

La película contó con la magnífica banda sonora la compuso Ernest Gold que recibió el Oscar a la mejor banda sonora drama o comedia. El encargado de sonido fue Leon Birnbaum, mientras que el maquillaje fue obra de George Lane. La fotografía es de Sam Leavitt y el vestuario fue labor de Rudi Gernreich. El montaje es de Louis R. Loeffler, mientras que los ahora serían unos efectos especiales irrisorios son obra de Cliff Richardson. Realizada por la Alpha y Carlyle Productions y la Otto Preminger Films que invirtieron en su presupuesto unos 4.000.000 de dólares aunque la película fue distribuida por la United Artists. Los rendimientos fueron elevados a los 21.750.000 de dólares 8 así se calculaba diez años más tarde del estreno de la película, en 1970). 
La larga película de 208 minutos estuvo protagonizada por Paul Newman (Ari Ben Canaan), Eva Marie Saint (Kitty Fremont), Ralph Richardson (General Sutherland), Peter Lawford (Mayor Caldwell), Lee J. Cobb (Barak Ben Canaan), Sal Mineo (Dov Landau), John Derek (Taha), Hugh Griffith (Mandria), Gregory Ratoff (Lakavitch), Felix Aylmer (Dr. Lieberman), David Opatoshu (Akiva Ben-Canaan), Jill Haworth ( Karen Hansen Clement), Marius Goring (Von Storch), Alexandra Stewart (Jordana Ben Canaan), Michael Wager (David), Martin Benson (Mordekai), Paul Stevens (Reuben), Victor Maddern (Sargento británico) y George Maharis (Yoav). 
La película, una superproducción, se basa en la novela de Leon Uris y trata de la fundación del Estado de Israel en 1948. La película empieza con la colosal banda sonora de Ernest Gold, todo un prodigio de música emociona, empezando en los gloriosos títulos de crédito, creados por el número uno en este apartado, Saul Bass (habitual de Preminger y de Scorsese), donde una sobria llama ardiendo sobre un fondo azul mientras se escucha la deliciosa armonía.

El relato empieza en Chipre donde hay diversos campos de refugiados hebreos huidos de Europa diseminados por la isla. En ellos muchos judíos están intentando llegar a Palestina, aunque los británicos los retienen. Los campos están controlados por el ejército británico que además es quien controla el mandato de Palestina desde el final de la primera guerra mundial.
Casi de inmediato vemos a Kitty Fremont (Eva Marie Saint), una enfermera norteamericana que visita la isla en busca de recuerdos de su marido, un reportero gráfico muerto un año antes, durante una escaramuza del ejército británico. En su visita turística por la isla, Kitty no puede evitar enterarse de la situación en que se encuentran más de 30.000 emigrantes judíos, que han llegado desde todas partes de Europa con la intención de entrar a Palestina, bajo mandato británico, cuyas autoridades impiden hacerlo, manteniendoles aislados en campos de detención. Es precisamente el taxista-guía de Kitty quien le explica sucintamente la situación de este modo: “Los judíos fletan un barco para ir de Europa a Palestina, pero los británicos capturan el barco y los mandan a todos a Karaolo (a los campos de detención). Los árabes no los quieren en Palestina. Y para mí que los británicos tampoco los quieres aquí”.
El jefe de las tropas británicas en la zona, General Sutherland, no es partidario de devolver a los judíos a la Europa dominada aún por los alemanes, por lo que los retiene en campos de “detención”. Pero como éstos siguen llegando en gran número, estos campos están repletos y atestados.
En una visita de Kitty al General para hablar de su difunto marido al que el militar conoció, éste le ofrece ayudar en los campos de detención prestando su experiencia como enfermera, ofrecimiento que ella acepta. Será acompañada por el militar antisemita Major Caldwell (Peter Lawford). De este modo conoce a Dov Landau (Sal Mineo), un joven lleno de odio y resentimiento, superviviente de un campo de concentración nazi y herido por los británicos mientras intentaba evitar su detención, y a Karen Hansen (Jill Haworth), una dulce, inocente y bondadosa joven judía de origen alemán pero que fue protegida por una familia danesa, que intenta encontrar a su padre en Palestina y que es la única que puede dominar un poco al vehemente y agresivo Dov.

Por otro lado, Ari Ben Canaan (Paul Newman), un “sabra” (judío ya nacido en territorio palestino) y perteneciente a la Haganah (organización revolucionaria) llega clandestinamente a Chipre. Un comando judío comandado por Ari Ben Canaan (Paul Newman) arriba a la isla con un objetivo: saca a los más de 600 refugiados, en concreto seiscientos once judíos – de entre ellos unos 300 niños supervivientes de los campos de concentración- que han sobrevivido a los campos de exterminio nazis, que han salido del puerto alemán de Hamburgo, en un barco (el "Estrella de David") para embarcarlos e introducirlos en un barco mercante con destino a Palestina saltándose el bloqueo legal impuesto por las autoridades británicas.

El barco, un viejo carguero , será rebautizado como ‘Exodus’, rumbo a Palestina. Pero los británicos descubren su plan y le instan a que lo abandone. Los retienen en puerto, entonces los hebreos deciden hacer huelga de hambre para que les dejen ir a ‘La Tierra prometida’.

Sin dejarse intimidar, Ari y sus compatriotas se niegan a entregarse, arriesgando sus vidas por su causa: la creación del Estado de Israel. Tras haberse juramentado que saldrán y llegarán a Israel al precio deciden realizar una huelga de hambre tirando al Mediterráneo los alimentos. Sobra la nave pasan todo tipo de penurias. La autoridad británica les sigue prohibiendo la salida hasta que el general Sutherland marcha a Inglaterra con el fin de que el barco zarpe.

Tras varios días el barco sale con destino a Haifa. En Haifa el grupo de judíos se disgrega. Los niños, unos trescientos son llevados a un ¿kibutz? Que está dirigido por Barak Ben Canaan (Lee J. Cobb ), que cuenta el origen del mismo y de cómo surge de la colaboración entre las dos comunidades, la hebrea y la musulmana representada por Kemal. Éste ha fallecido pero su familia representada por Taha (John Derek) sigue apoyando los asentamientos de colonos y la convivencia entre culturas.
Del barco baja Dov Landau cuyo máximo interés es integrarse en el Irgún. Inicialmente falla en su intento, puesto que será detenido por la policía. Al salir del cuartel le abordan dos individuos que lo llevan a la central del Irgun. Allí será seriamente interrogado, en una de las escenas más conocidas del filme. En esa situación explica su pasado como parte de un Sonderkommando especializado en la falsificación de moneda. Le acusan de colaborar con los nazis durante su estancia en el campo de concentración. No es de extrañar que cuando esta película iba a ser proyectada en España, esta escena no gustó nada en absoluto a las autoridades de la dictadura franquista. Así que la censura cambió completamente el diálogo de dicha escena consiguiendo que pareciera que Landau justificara el nazismo.
Una tarde Kitty, que se ha quedado con Karen Hansen, la dulce niña rubia, sale a cenar en una terraza. Allí se encuentra con Ari Ben Canaan (Paul Newman) y tras pedir la cena discuten sobre el futuro de Israel, mientras que Ari confiesa que si descubriesen su identidad lo detendrían los ingleses.

Más tarde, la escena nos lleva al Kibutz en el que Ari lleva a Kitty para presentarla a la familia. Durante la cena hay una conversación tensa entre padre e hijo por la conversación tendida por Ari con su tío Akiva. Akiva, hermano de Barek Ben Canaan es el líder fanático del Irgun , y considera que el terrorismo es la única vía para construir la nación. “No hay ninguna nación, antigua o moderna, que no se haya creado sin uso de la violencia”. Esta idea es contraria a la de su hermano y a la de su sobrino Ari Ben Canaan (Paul Newman) y es la causa de la separación entre esos dos hermanos que llegaron a Israel caminando desde Rusia. Barek declara que su hermano ha muerto para él.

Tras la salida de la incómoda cena Kitty se entera de que la estatua que preside el kibutz es la réplica de la novia de Ari que con 17 años murió asesinada por unos fanáticos musulmanes. Tanto odio entre judíos y entre judíos y musulmanes lleva a Kitty a separarse de los brazos de Ari y a sentirse extraña en esa tierra y entre esa gente.
Sin embargo, Ari y Kitty vuelven a encontrarse con motivo de la aparición del padre de Karen. Ésta va al sanatorio psiquiátrico en el que está su padre. Se encuentra casi en estado catatónico debido al trauma del campo de exterminio que acabó con la mayor parte de su familia. Karen le abraza, pero él ni se inmuta. Karen sale y tanto Kitty como Ari la arropan. Mientras esto se produce se comente un enorme y sangriento atentado en la ciudad, en el hotel Rey David ¿la matanza de Deir Yassin? . La autoría es atribuida a Irgún, y, efectivamente, es el ejecutante del mismo es Dov Landau. Éste se oculta, pero es perseguido por la policía británica que lo lleva hasta el cuartel general del Irgún.
Akiva y la cúpula es detenida, no así Dov quien se refugia igualmente en una iglesia ortodoxa. Un tribunal condena a la pena de muerte a Akiva y los suyos. Aunque hasta el cumplimiento de la pena es encarcelado en una cárcel de alta seguridad donde conviven presos musulmanes e israelitas. A pesar de lo dicho anteriormente Barek y Ari visitan a Akiva.
Del encuentro sale Barek con la idea de que a su hermano hay que liberarlo. Un comando se encargará de ello, aunque en la estrategia se piensa que Dov Landau debe de presentarse y caer preso para tener mayor facilidad en la entrada en la cárcel.

Tras una seria preparación y coordinación entre diferentes grupos sionistas se produce la liberación. Judíos y musulmanes escapan masivamente. Uno de los más buscados es Akiva que va con su sobrino. En un intento de saltarse el control de carretera realizado por la policía tanto Ari como su tío son heridos, Akiva de hecho, mortalmente. Ari logra escapar pero gravemente herido. Ari consigue a duras penas llegar al Kibutz. Allí el equipo medico lo salva in extremis, en parte, gracias a Kitty. Pero la presencia policial que lo busca en los lugares más frecuentados por la familia Canaan obliga a su salida y búsqueda de protección.
El lugar elegido es la aldea de Taha (John Derek). Mientras tanto, en Tel Aviv un comité sionista está a la escucha de una histórica votación: la ONU ha de decidir sobre la creación de dos estados en Palestina, uno judío y otro árabe. La votación sale a favor de la creación del estado de Israel, por lo que se va a poner fin a la presencia británica.

Tras este paso, la comunidad árabe se siente inquieta y los radicales musulmanes apuestan por atacar aquellas comunidades judías desperdigadas en una mayoritaria comunidad musulmana. Este es el caso del pueblo de Taha, al poco de salvarle la vida a Ari, el musulmán, amigo de la infancia y de juegos de Ari, recibe la visita de un enviado del Mufti de Jerusalen. Su intención es que la comunidad musulmana ataca sin piedad a los judíos, especialmente a los niños del kibutz . Taha pone en conocimiento el plan a su amigo para salvarlos. En el kibutz se preparan para el ataque y diseñan una estrategia para repelerlo.

La presencia en la protección del kibutz de miembros del Irgún, y en concreto de Dov Landau, lleva a Karen a verlo y a prometerse como novios. Mientras Karen se retira es presa por los musulmanes. Al día siguiente su cuerpo aparece sin vida cerca de un olivar. Mientras Ari busca a Taha con el fin de protegerlo.

El cuerpo de Taha aparece ahorcado con la estrella de David dibujada en el cuerpo y con estrellas pintadas en las casas. Los musulmanes son intolerantes con los musulmanes tolerantes.
Al día siguiente se produce el entierro de Karen y Taha. En una tumba compartida. Ante ella Ari y con Kitty y otros muchos presentes el líder judío declara que el único futuro de este territorio es desde la convivencia de las dos comunidades. Ari proclama un optimista mensaje: “Al fin llegará un día en que árabes y judíos compartan esta tierra en paz”. Pero la lucha por la libertad prosigue. La música de Ernest Gold, afamado compositor nacido en Viena, (al igual que Preminger) se vuelve a escuchar y el fondo azul vuelve a salir con los títulos finales diseñados por Saul Bass. Fin de la película.

La Metro Goldwyn Mayer encargó al escritor Leon Uris un libro sobre la fundación de Israel. Este libro fue todo un best-seller, pero dichos estudios no se atrevieron a llevar el mismo a la pantalla, ante el temor de que los países árabes tomaran represalias contra todas sus películas. Por ello vendieron los correspondientes derechos al productor Otto Preminger quien con la ayuda de Arthur Krim, presidente de la United Artists, cubrió el presupuesto de esta película que ascendió a tres millones de dólares. 

La novela de León Uris en la que está basada la película fue publicada en 1958 y se convirtió en un best-seller desde el primer día. Uris se inspiró en sus experiencias y entrevistas como periodista durante la crisis arriba indicada. "Exodo" recoge en un gran fresco la gestación y nacimiento del Estado de Israel tomando como base la odisea del barco "Exodus 1947", un desvencijado vapor que fue utilizado por la Haganah para llevar a unos 4.500 judíos supervivientes de los campos nazis desde Francia al territorio de la Palestina bajo dominación británica. El barco fue interceptado por la Royal Navy a 40 km de la costa palestina. A pesar de ser aguas internacionales el barco fue abordado y puesto bajo mando británico. En el abordaje murieron tres personas incluidas un marino estadounidense. El barco fue llevado al puerto de Haifa y los pasajeros transferidos a otros buques que los devolvieron a Francia. Cuando llegaron a Francia los pasajeros se negaron a desembarcar. A esas alturas el prestigio británico estaba bajo mínimos, pero aun bajo más con la siguiente decisión que tomaron los británicos: llevar a los judíos de vuelta a Alemania, en concreto a Hamburgo que en ese momento estaba bajo ocupación británica. Cuando llegaron allí, las mujeres y los niños desembarcaron sin dar problemas, pero los varones ofrecieron resistencia y los ingleses se vieron obligados a utilizar tropas. Luego los instalaron en campos de refugiados con un terrible parecido a los antiguos campos de concentración nazi. Ni que decir tiene que la comunidad internacional se sintió completamente ultrajada, sobre todo la opinión pública norteamericana, al ver las fotos de soldados británicos golpeando y encerrando a los supervivientes del holocausto. 
Probablemente fue uno de los eventos que hizo cambiar a un gran número de países su posición sobre el plan de la ONU sobre la partición de Palestina y permitir la existencia de dos estados en dicha franja. La mayor parte de los pasajeros del "Exodus 1947" no fueron liberados hasta que Gran Bretaña reconoció a Israel en 1949. 

A diferencia de la historia real, Uris hizo que la travesía del "Exodus" se viera coronada por el éxito, pero cambiándolo por un barco más pequeño con tan sólo 600 refugiados. Asimismo, se basó en Moshe Dayan y en Yehuda Arazi para crear al personaje de Ari Ben Cannan, describiéndole como un líder carismático de pelo moreno y ojos azules, que había luchado como capitán en la Brigada Judia durante la Segunda Guerra Mundial. 
Lo que está claro es que Otto Preminger quedó entusiasmado con la lectura de la novela y propuso a la Fox que comprará los derechos para realizar una superproducción. La Fox no lo dudó ni un segundo. Para Preminger "Exodo" era un drama similar a la de la Independencia Norteamericana, en que el Estado de Israel nace a pesar de la oposición de Gran Bretaña y sus aliados árabes. Pero también fue lo suficientemente listo como para darse cuenta de que Uris no era el guionista adecuado para llevar su propia historia a la pantalla a pesar de su experiencia previa (Uris había sido el guionista de la adaptación de su "Más allá de las lágrimas"). Preminger decidió que el guionista fuera Dalton Trumbo y que firmara con su propio nombre. 

Preminger tampoco tuvo ningún problema con el reparto. La comunidad judía de Hollywood es numerosa y tiene un gran poder así que prácticamente todos aquellos en los que se pensaron inicialmente para los diferentes papeles aceptaron sin mayor problema. Paul Newman sería Ari, Eva Marie Sant interpretaría a Kitty y Sal Mineo encarnaría a Dov Landau. Además del trio protagonista en el reparto se encontraban nombres como Ralph Richardson, Peter Lawford y Lee J. Cobb entre otros. Tampoco tuvo ningún problema para filmar la película en los escenarios donde se desarrolla la novela. Los alcaldes de Jerusalén y Haifa dieron facilidades especiales para rodar la película en cuestión. La película cuenta con una buena ambientación, una gran iluminación, con buenos trabajos de fotografía, maquillaje y vestuario.

Hay varias anécdotas del rodaje. La más conocida es una sobre el propio barco. Los encargados del atrezzo encontraron un barco en las condiciones adecuadas para la película. Era un desvencijado carguero en unas condiciones lamentables. Pero cuando la compañía armadora comprendió que estaba vendiendo un viejo cascaron a la famosa 20th Century Fox decidió repintar y reparar el barco como gesto de buena voluntad con la productora. En cuanto Preminger vio el paquebote se llevó las manos a la cabeza y ordenó que fuera "re-envejecido".  
En la versión española de la película, se puede apreciar la censura al traducirla del original inglés. Cambiando totalmente algunas escenas. La más notoria es cuando Dov Landau es interrogado por el Irgún. Con esta censura el régimen franquista intentaba ocultar los crímenes nazis contra los judíos. El interrogatorio a Sal Mineo, el niño que estuvo en el campo de concentración, fue censurado por el régimen franquista. En inglés dice que lo violaron los nazis, y en español dice otra cosa, hablando sobre las atrocidades que le hacían los nazis en el campo. 

La película obtuvo el Premio Oscar en el año 1961 a la mejor música para película (Ernest Gold). Fue nominada igualmente a la mejor fotografía a color y mejor actor secundario, Sal Mineo. De igual manera fue premio Globo de Oro ese mismo año al mejor actor secundario (Sal Mineo), personaje que consiguió igualmente el Premio Laurel de Oro (1961) a la actuación masculina secundaria más destacada (Sal Mineo).

La música recibirá otro premio, el Premio Grammy a la mejor música para película (Ernest Gold) Preminger organizó el estreno mundial de la película en Nueva York, a beneficio del Instituto judío de Ciencias, con entradas para la proyección y una cena posterior al precio de 400 dólares por cabeza. 

De ella la crítica española Luis Martínez: Diario El País ha comentado que era "Drama épico tan exhaustivo como exhausto" , mientras que Fernando Morales en ese mismo diario escribió que era "Un clásico con reparto espectacular" 
Preminger intentó mostrar la evolución del pensamiento norteamericano con respecto a la cuestión judía mediante el personaje de la enfermera Kitty. Inicialmente la sociedad norteamericana tenía un carácter antisemita, Kitty dice al principio "no me gustan los judíos", pero poco a poco va reconociendo que la lucha del pueblo judío tiene un carácter muy similar al de la lucha de los propios norteamericanos por su independencia, así que no es de extrañar que se enamore de Ari. 
También el director y productor fue muy inteligente al evitar que la película se convirtiera en un alegato antibritánico. Dos organizaciones son presentadas en la película con objetivos comunes, pero medios diferentes. El Irgum de Akiva, que aparentan ser los terroristas y el Hagana de Barek eran partidarios de la negociación. Es posible que fuese así, pero muchos veces las cosas fueron diferentes. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario