miércoles, 10 de diciembre de 2014

El color púrpura


Tras la lectura del libro de Alice Walker procedí a la visualización de la película que rodó en 1985 el gran Steven Spielberg. No la había visto desde el año 1986 cuando fui con uno de mis amigos a una de las salas de la Sánchez Ramade. Posiblemente fuese al cine Reyes Católicos, y una sesión muy temprana, sobre las cinco de la tarde. Recuerdo que era Spielberg, y yo esperaba al director de siempre, pero vi a otro que me contaba una historia inesperada.
El color púrpura es una película dramática del año 1985 dirigida por Steven Spielberg, y basada en la novela ganadora del premio Pulitzer del mismo nombre de Alice Walker. La misma no participa como guionista como cabría de esperar sino como asesora, estando el guión en mano de Menno Meyjes, que en muchos aspectos lo mimetiza. Se trataba de la para entonces octava película de Spielberg como director, y fue un cambio en su manera de hacer cine. También es la única película de largometraje en toda la carrera de Spielberg que John Williams no compuso la música , sino que contó con Quincy Jones, que también participa como productor. 
En la realización de la película participan algunos acompañantes habituales del director como Kathleen Kennedy, Quincy Jones y Frank Marshall. La compañía participante en la producción fue la Amblin Entertainment, mientras que la distribución fue de la Warner Bros. Pictures e invirtió en la misma unos 15 millones de dólares.
Como era de esperar en cualquier obra de Spielberg el éxito llegó en forma de recaudación alcanzando los 142 millones de dólares. En la parte técnica destaca con luz propia la labor de la cuidada, casi delicada, fotografía que es de Allen Daviau, mientras que en las labores de montaje participa Michael Kahn. Con ellos estaban igualmente una gran dirección artística (J. Michael Riva, Bo Welch, Linda DeScenna) , un gran trabajo de vestuario (Aggie Guerard Rodgers), y  un gran montador (Ken Chase) para completar la obra.

La película fue protagonizada por Danny Glover como Albert, Desreta Jackson(la joven Celie), Margaret Avery (como Shug "Sugar" Avery, Oprah Winfrey (en su debut en el cine como Sofía), Adolph Caesar (el viejo Johnson) , Rae Dawn Chong (Squeak/ Mary Agnes),Willard E. Pugh (Harpo Johnson), Akosua Busia(Nettie Harris), Dana Ivey(Miss Millie), Leonard Jackson(Pa Harris), Bennet Guillory (Grady), John Patton Jr.(Preacher), Carl Anderson (Reverendo Samuel), Susan Beaubian (Corrine), James Tillis(Buster), Phillip Strong(Mayor) , y a unos jovencísimos Laurence Fishburne como el guitarrista Swain y a una desconocida Whoopi Goldberg como Celie Harris.

La película, que se desvía muy poco del libro, cuenta la historia de una joven afroamericana llamado Celie Harris que vive en Georgia – algo que descubrimos en el membrete de una de las cartas- en uno de los Estados del sur de Estados Unidos entre los años 1909 y 1949.

La película cuenta la dura vida de una pobre mujer afroamericana llamada Celie Harris (Whoopi Goldberg), que vive todo tipo de dificultades desde su más cercana juventud. Para cuando tiene 14 años, ya ha tenido dos hijos fruto de la violación sistemática por parte de su con su padre Alphonse "James" Harris (Leonard Jackson). Nada más nacer se los lleva lejos de ella una vez producido el parto, aparte de todo tipo de humillaciones y vejaciones.
La chica a través de sus cartas nos comenta como se inicia una relación no deseada con un viudo rico joven local de Albert Johnson, conocido por su único como "Señor" (Danny Glover), pues este está interesado en un pequeña hermana Nettie con la Celie está intimamente unida. Finalmente, el padre obliga a una joven Celie (interpretada en esta edad por Desreta Jackson) a casarse. Una vez casada la trata como una esclava.
Además de ser recibida por los hijos de Albert a pedradas, le hace a limpiar su casa inmensamente sucia y desordenada y a cuidar de un sinfín de hijastros revoltosos. Albert la viola a menudolo que lleva a Celie a la sumisión más absoluta y a sufrir en silencia.
Un día se presenta en la casa la hermana de Celie, Nettie (Akosua Busia) con la intención de vivir con ellos, una vez escapar de la casa del “pa”, pues este no para de acosarla. Ambas pasan un breve período de la felicidad como las hermanas pasando gran parte del tiempo juntas. Nettie, aprovecha la situación, para comienza a enseñar a su hermana a leer.
Esto dura poco, pues Albert no ceja en su intención de seducir a Nettie que niega los afectos e insinuaciones depredadoras de Albert tan frecuentes. En intento directo de violación acaba con Nettie en la calle, tras despedirse de una forma dramática.

Antes de partir Nettie promete escribir en Celie diciendo: "Nada más que la muerte me puede mantener de ella!", mientras que Albert contesta que nunca tendrá noticias de ella. Así en soledad y con un odio creciente a su marido vive Celie . Celie también encuentra fuerza en Sofía (Oprah Winfrey), una fuerza de la naturaleza que se casa con Harpo, el hijo de Albert (Willard E. Pugh).

Harpo quiere que Sofía sea una joven sumisa, cosa que ella no admite, pues ha sufrido abusos por parte de los hombres de su familia, pero a diferencia de Celie, ella se niega a tolerar. Una vez que la golpea Harpo, Sofíe responde con fortaleza a su marido, pero también se lo echa en cara a Celie. Acaba por abandonar a Harpo. Harpo junto a un amigo músico monta un garito de bebidas y actuaciones , y allí va su nueva compañera Mary Agnes.
Una noche de tormenta aparece por la casa el viejo amor de Albert, la cantante de jazz Shug Avery (Margaret Avery), cuyos carteles están por toda la casa. Albert, ante la enfermedad de Shug la ha invitado a vivir con él y Celie. Nada más entrar, Shug le dice a Celie en la cara lo fea que es. A pesar de esto, con el tiempo se convierten en amigas cercanas y Shug ayuda a Celie a aumentar su confianza en sí mismo. Prueba de ello es la canción que Shug le dedica a Celie – y ue se repite a lo largo de la película, Sister- Shug poco a poco va descubriendo las virtudes de Celie y ambas se van sintiendo cada vez más atraídas la una con la otra, llegando a tener incluso una aventura sentimental entre ambas.

Sin embargo, la vida no es fácil en la comunidad y lo vemos en Sofia que chocará por su carácter con la esposa del alcalde, lo que resulta ser su perdición, ya que un comentario grosero a la esposa del alcalde de la ciudad y un golpe al propio alcalde termina con Sofía golpeada y encarcelada. Un día Shug ya recuperada decide marcharse a Memphis, dejando tanto a Albert como a Celie abandonados.

Un día suena un coche y tanto Albert como Celie saben que regresa Shug con dos sorpresas. Por un lado, se ha casado con Grady, y , por otro, trae un coche. Poco a poco el marido de Shug se va haciendo colega de bebida de Albert, lo que permite e a Shug y a Celie mantener viva su relación, pero en estos que , casualmente, Shug que espera un contrato recoge del correo una carta de Nettie. Por la misma, sabemos que Nettie ha estado viviendo con misioneros en África y que escribe con frecuencia a Celie que, sin embargo, no tiene conocimiento de la correspondencia, pues Albert le ha ido confiscando las letras, prohibiendo a Celie tocar el buzón, y cumpliendo su amenaza de no volver a tener noticias de su hermana.
Durante la salida de Albert y Grady de casa, Shug y Celie buscan hasta encontrar la correspondencia de Nettie. El volver a conectar con su hermana – Celie lee con detalle y en cualquier sitio sus cartas- y la seguridad de que ella todavía está viva ayuda a dar la fuerza a Celie para hacer frente a Albert. Ella se prepara para cortarle el cuello mientras le afeita, pero es detenido en el último segundo por Shug.

Durante una cena posterior en familia en honor a Sofía, que ha sido puesta en libertad – aunque sea criada del alcalde- y que nos muestra que está prematuramente envejecida y desfigurada debido a las severas palizas que recibió en la cárcel, y desmoralizada, casi en un estado catatónico, Celie finalmente con fuerza en sí misma, le dice a Albert y su padre que se va. Shug informa a Albert que Celie y Grady se van con ella. A ellos se le suma Squeak / Mary Agnes (Rae Dawn Chong) , la compañera de Harpo que se va también con ellos. A pesar de los intentos de Albert de intimidad a Celie y decirle que qué cosa espera de la vida si es fea, negra y mujer. Y reconoce que él mantuvo lejos a Nettie de ella porque Nettie era el único que realmente la amaba. Celie se pone de pie por sí misma y Sofía vuelve a su estado normal, riendo histéricamente ante un atónito y desconcertado Albert. Ella también advierte a Celie que no siga sus propios pasos y Celie maldice a Albert diciendo: "Hasta que lo haga bien por mí, todo lo que piensas acerca de lo que vas a hacer fracasará".
En el coche Shug, Grady, Squeak, y Celie salen rápidamente, Albert se prepara para vencer a Celie, pero ella se pone de pie maldice a Albert, que le levanta su mano a la altura de la cara. Pero ella tiene una mirada decidida. Atónito, Albert se aleja y el coche se va.
En Tennessee, Celie abre una mercería, que se especializa en la fabricación y venta de pantalones para hombres y mujeres de una sola talla.
Mientras esto ocurre, recibe noticias de la muerte de su padre, se entera de que él no era su padre, si no que era de hecho, su padrastro, y que ella ha heredado su casa de la infancia, la granja, y la tienda de su verdadero padre.
Tras conocer a la nueva viuda de su padre, una chica de 14 años, ya madre de un niño decide ella, ahora, abrir vuna segunda tienda de pantalones en la ciudad, dándole el nombre de Miss Celie Folks Pants. Mientras Harpo y Sofía se reconcilian e incluso Albert va cambiando su relación con Celie, recordando sus palabras (aunque este cambio de relación es visible más en el libro que en la película). Los campos y la casa de Albert languidece llegando casi a la inexistencia, mientras se desliza en la ociosidad de alcohol pasando la mayor parte de su tiempo en el Harpo´s Bar. En un momento, se ve como su padre le sugiere encontrar una nueva esposa, pero Albert casualmente toma su padre por el brazo y lo echa de su propiedad.
En un súbito acto de bondad desconocida para Celie, Albert lleva todo el dinero que ha ahorrado en los últimos años, va a la oficina de inmigración, y se encarga de que Nettie, su marido, y sus dos hijos así como la mujer de su hijo retornen a América desde África.

Un coche llega un día a la granja de Celie. Del coche baja una señora, con su esposo y sus dos hijos, realmente los hijos de Celie, Adán y Olivia, y la hermana y ellos se reúnen con ella al pie de la colina que preside la granja de Celie. Albert mira desde la distancia, y Shug, que está allí, le sonríe porque finalmente hizo lo correcto. Nettie y Celie juegan su juego de infancia con palmas mientras el sol se pone ante flores de color púrpura.

La película fue rodada en algunos condados de Carolina del Norte y pco más puedo encontrar de su producción.

Lo que sí se es que recibió críticas en su mayoría positivas. Roger Ebert del Chicago Sun-Times la calificó como la "mejor película del año." También elogió a Whoopi Goldberg, al valorar su papel como "uno de los estrenos más asombrosos de la historia del cine" y al predecir que ella iba a ganar el Oscar a la mejor actriz. (Fue nominada pero no ganó.) Ebert escribió de El color púrpura: El mundo de Celie y los demás se crea con tanta fuerza en esta película que su esquina del Sur se convierte en uno de esos lugares que pasan a la mítica del cine como Oz, como Tara, como Casablanca – y que se proclaman como su propia geografía en nuestra imaginación. Y acaba diciendo que la película es tan alegre que es una de las pocas películas en mucho tiempo que inspira lágrimas de felicidad.

Gene Siskel del Chicago Tribune, elogió la película como "triunfalmente emocional y valiente", valorando el "intento exitoso de Spielberg para ampliar su reputación como un director de animación de juventud." Siskel escribió que The Color Purple "un alegato en favor de respeto a las mujeres negras." Aunque reconoce que la película fue un drama de época, elogió su "... fuerte postura en contra de la forma en que los hombres negros tratan a las mujeres negras. Cruel es una palabra demasiado amable para describir su comportamiento. Los principales hombres negros en El color púrpura utilizan su mujeres - ambas esposas e hijas. - como bien mueble sexual "
El crítico de cine Janet Maslin del New York Times observó la divergencia de la película con respecto al libro de Walker, al decir que Spielberg había mirado en el lado soleado de la novela de la señorita Walker, (…). Si el libro se establece en el duro ambiente y pobre de las zonas rurales de Georgia, la película se desarrolla en un confortable y acogedor, país de las maravillas, lleno de flores. ... “.

En Variety la crítica valoró esta como excesivamente sentimental, escribiendo que "hay algunas grandes escenas y grandes actuaciones en El color púrpura, pero no es una gran película.
El cineasta Oliver Stone defendió El color púrpura como "una excelente película, y que era un intento de hacer frente a una cuestión que había sido pasado por alto, y no se habría hecho si no hubiera sido Spielberg".
El color púrpura fue un éxito en la taquilla, permaneciendo en cines de Estados Unidos durante 21 semanas y recaudando más de 142 000 000 de dólares ($) en todo el mundo.
En España, Fernando Morales del Diario El País dijo de ella que era un  "Drama lleno de buenas intenciones, aunque algo irregular".
El color púrpura fue nominada a 11 premios de la Academia, incluyendo Mejor Película, Mejor Actriz por Goldberg y Mejor Actriz de Reparto tanto por Avery como por Winfrey. A estos se sumaron mejor guión adaptado, mejor fotografía (Allen Daviau), mejor dirección artística (J. Michael Riva, Bo Welch, Linda DeScenna, mejor vestuario (Aggie Guerard Rodgers), mejor montaje (Ken Chase), mejor BSO (Quincy Jones) y mejor canción original ("Miss Celie's Blues (Sister)" para el tandem formado por Quincy Jones, Rod Temperton y Lionel Richie). No pudo ninguno de las once nominaciones, empatando el récord establecido por la película de 1977 The Turning Point dada el mayor número de nominaciones a los Oscar sin una sola estatuilla. De cualquer manera hay que reconocer que era difícil pelear contra la gran favorita de esa año: Memorias de África que se llevó 7 Oscars, y todo hay que decirlo, merecidos.
El color púrpura fue además nominada a cuatro Globos de Oro, incluyendo Mejor Película (drama), Mejor Director para Spielberg, y Mejor Actriz de Reparto por Winfrey. Su única victoria fue a Goldberg a la mejor actriz (drama). Ganó, finalmente, dos premios National Board of Review: a la mejor mejor Película y mejor Actriz (Goldberg) Menno Meyjes fue nominado para el premio BAFTA al mejor guión adaptado, mientras que Spielberg recibió el Premios del Sindicato de Directores a la Mejor Película y mejor director de imagen.. La película se proyectó en el Festival de Cine de Cannes de 1986 en donde participó fuera de  concurso. 
La película muestra los problemas de las mujeres afroamericanas se enfrentan durante el año 1900, como la pobreza, el racismo y el sexismo. Celie se transforma cuando consigue tener alta su autoestima a través de la ayuda de dos fuertes compañeras. De todas maneras tengo que decir que, ahora, casi treinta añosmás tarde me ha gustado más, posiblemente por haber leído el libro en la semana anterior, pues hay multitud de claves que se dan por entendidas en la película pues se presupone que muchas personas en los Estados Unidos habían leído el libro. Como descripción de la situación calamitosa de la mujer negra del principios del siglo XX la obra es fenomenal. Presentar al mundo su situación, no sólo de dependencia sino casi de esclavitud ejrecida desde la brutalidad más absoluta por sus hombres en una denuncia presentada en toda regla, pero lo que me abruma de ella es el presentarse como es, un drama tremendo, y como yo no soy dado  a ningún extremo, ni al drama total, ni a la comedia ligera, y como esta película se aproxima más a lo primero, no me llega tanto. De cualquier forma no renuncia a reconocer la buena traslación de la novela al cine, ni la labor didáctica que ejerce como director de Steven Spielberg que aquí - y como casi siempre- vuelve a presentar una contundente obra, eso sí, pero alejada de mi gusto cinematográfico. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario